Actividad para niños: Cultivo de sandía en maceta.

Siempre me gustó la naturaleza, creo que fui una afortunada en ese sentido, crecí en una casa con jardín y ademas pasaba todas las vacaciones en el campo con mis primas, corriendo descalzas, jugando entre los cultivos, construyendo casas en el monte y demás… Era ese contacto directo y sin filtro que me daba una felicidad que recién ahora entiendo 100%.

Siento que mis hijas se pierden gran parte de eso, vivir en una ciudad limita un poco ese contacto. Vivimos en un lindo departamento con dos pequeños balcones y me propuse traer la selva a casa 😛

La idea es que sea algo en lo que ellas participen, no comprar plantas y ponerlas ahi. Asi que un día comiendo sandias dije: vamos a plantar sandias en el balcón. Suena a locura, pues la sandia es rastrera pero Pinterest to the rescue: hay modos para hacer crecer sandias en maceta.

Cómo plantar sandias en maceta: paso a paso

Esta fue una actividad de lo mas completa para mis dos niñas, con sus 2 y 3 años pudieron participar de todo el proceso. Creo que la experiencia fue de lo mas enriquecedora, no solo por el trabajo manual y sensorial, sino por la repercusión que tuvo en como las piccolas aprecian las plantas desde ese día.

El trabajo empezó, obviamente,  comiendo la sandia fresca y jugosa… separémos las semillas una a una y las colocábamos en un bowl. Motricidad fina a full.

Nota: se coparon tanto que mutilaron toda la sandia para sacar un millón de semillas, la próxima vez solo servir un pedazo y sacar semillas de ahi.

planta sandia maceta

Luego, teníamos que lavar bien las semillas y sacarles ese pegote que les quedaba. Usaron un colador y agua- toda tarea que involucre agua es la mejor tarea del mundo para ellas.

Pusimos las semillas a secar sobre un papel absorbente al sol. y una vez secas estaban listas para plantar.

Para los almácigos, use rollos de papel higiénico. Hay mil tutoriales para hacerlos, así los hago yo:

almacigo de rollo papel higienico

Una vez armados los almácigos, los llenaron de tierra (hacer esto FUERA de la casa) y cada una con su dedito hizo un pequeño agujero en la tierra y puso allí dentro una semilla. Lo que se divirtieron con esta parte… tenían 7 millones de semillas y solo 5 almácigos cada una… fue frustrante por momentos porque querían plantar mas y NO HABIA MAS.

Pusieron los almácigos dentro de contenedores de plástico donde vienen los tomates cherry y al balcón con buena luz. A los pocos días… si, DIAS, ya salieron los brotes.

El asombro de las pibitas fue fabuloso! Se tomaron muy seriamente esto de cuidar las plantas, les hacen caricias, las cuidan, las riegan (quizás demasiado, por suerte las sandias necesitan mucha agua). Lo que también noté es que ahora miran las plantas con otros ojos, van por la calle comentando sobre las plantas que ven en las ventanas, y si pueden las tocan… asi aprendieron que los cactus mejor dejarlos en paz jajaja

Y ahora llego el momento de transplantarlas a una maceta y ver que pasa!

sandia maceta

A seguir plantando!

A raíz del éxito de las sandias, me animé a comprar mas semillas y plantitas. Plantamos lechuga, remolacha, cebolla de verdeo y tomate cherry. Unos amigos que se fueron de malta, nos dejaron varias de sus plantas, y ahora nuestro pequeño balcón tiene un limonero, albahaca, una que da como unas bolitas de pimienta picantes y otras 3 no comestibles. Manuela es la mas copada con la historia, después de regar las plantas, todas las noches, se sienta en el borde de la puerta al balcón y las mira como con orgullo, del mismo modo que yo la miro unos metros mas atrás.

Anuncios

Que pensás?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s